¿Mi bebé tiene mal carácter?

mayo 6, 2011 at 8:42 pm Deja un comentario

FaceTweet it!

Es sorprendente para los padres ver el proceso en el cual nuestros pequeñines pasan de ser bebés a niños, en muchos casos no nos damos cuenta de lo rápido que pasa, comienzan a exteriorizar su personalidad y su temperamento, reflejando con mayor claridad lo que le gusta y lo que no, exaltando sus sentimientos de alegría, dolor, hambre, calor, agredo, desagrado e incluso rabia. Ésta última es la más preocupante para los miembros del entorno del niño.

Todo ser humano cuenta con una carga genética que hereda de sus progenitores. Estos factores genéticos hacen que cada niño reaccione de forma distinta en su contacto con el ambiente que le rodea. Dispone de su propio temperamento. La personalidad futura será el resultado del genio y las acciones educativas que reciba de los adultos (padres, profesores, hermanos, abuelos), y de las relaciones que establezca.

La edad en la que dichas rabietas o berrinches comienzan a surgir en los niños es aproximadamente a los 2 años, los especialistas afirman que a esa edad están en una  fase conocida como la primera etapa de la individualidad,  descubren que son sujetos distintos a sus padres y comienza el desarrollo del ego (yo) y del negativismo (si frase favorita es no).

En esta etapa un berrinche no es más que  una sensación en el niño de falta de control y una imposibilidad para comunicar sus emociones. Ellos quieren ser escuchados y quieren mostrar a todo el mundo los frustrados que están. 

Acá te ofrecemos recomendaciones para evitar los berrinches en los bebés:

  •  Lo primero que debemos entender es que es absolutamente normal que nuestros hijos demanden, pidan y tengan deseo de todo y en todo momento, por tanto demostrar sus sentimientos de molestia es normal.
  • Ambos padres deben mantener una actitud coherente y constante, deben siempre estar entre sí de acuerdo en el manejo del niño con berrinches y rabietas.
  • El comportamiento y reacción que tengan los padres en esos momentos es primordial ya que de la misma dependerá en gran parte como el niño se comporte en el futuro.
  • Hay que procurar en todo momento mostrar firmeza pero no responder con agresión, mantener el control y no perder los estribos ya que esto generará más inseguridad en el niño y por consiguiente persistencia del problema.
  •  Una vez superado el episodio se le puede cargar, darle seguridad y afecto, pero no “premiarlo” (dando dulces o juguetes) si se porta bien. Así no se confundirá al niño creando un círculo vicioso de: Berrinches=Premio. 
  •  Durante la rabieta recomendamos mantener una actitud indiferente, ya que el niño a pesar de tus intentos de hablarle no escuchará nada ya que su llanto y molestia no se lo permiten.
  •  De continuar con esta actitud los padres podrán decidir dejarlo en su habitación u otro lugar adecuado y cercano a sus padres hasta que el niño revierta su conducta (Penitencia).

No se rinda, manténgase firme ante sus decisiones y penitencias para el niño, no es fácil ver a nuestros hijos llorar pero más pronto que temprano dejará de hacerlo si dejamos que su molestia se le pase sola, sin más gritos ni agresiones.

Recuerde que somos su ejemplo a seguir por eso debemos recordar siempre que quien le pega a un niño le está enseñando a pegar

Anuncios

Entry filed under: Bebés, de bebés a niños. Tags: , , , , , , , , , , , , , .

Planificando una nueva vida Pocholín Baby estará presente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Síguenos en twitter:

Estadísticas del Blog

  • 5,663 Visitas

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 83 seguidores


A %d blogueros les gusta esto: